España: mejor de lo que nos creemos.

El “think tank” de las multinacionales dice que “la historia de éxito de España puede continuar”.

El Consejo para  la Competitividad mueve ficha

Son grandes, son poderosas, las conocen en más de medio mundo y han decidido unirse para impulsar la competitividad española y colocar al país en el lugar donde le corresponde, que es bastante arriba como demuestran con todo tipo de datos.

DiarioNegocio 8/7/2011

Se trata de Acciona, ACS, Banco Santander, BBVA, El Corte Inglés, Ferrovial, Grupo Planeta, Iberdrola, Inditex, La Caixa, Mapfre, Mercadona, Repsol, Telefónica y el Instituto de Empresa Familiar (IEF), mejor dicho, de sus presidentes, que hace unos meses lanzaron esta iniciativa que ha sido bautizada como Consejo Empresarial para la Competitividad (CEC), para algunos un lobby y para ellos un think tank entre cuyos objetivos está el de dar soporte a las pymes españolas para que se lancen a la aventura de la internacionalización aprovechando el know how de estas multinacionales.

No todo es color de rosa
En la presentación de su primer trabajo, el CEC, por boca de su director, Fernando Casado, que también es director general del IEF, no quiso ocultar los puntos débiles de la economía española. Concretamente, el informe hecho público ayer en la sede de Telefónica en Las Tablas (Madrid), Fortalezas y perspectivas de la economía española. Spain’s Equity Story: “Se debe profundizar y agilizar en el proceso de reformas emprendido para restablecer la confianza de los mercados y reducir la prima de riesgo que penaliza a las empresas españolas”.

Con respecto a la tan traída y llevada falta de competitividad del país, el CEC señala que la tendencia de deterioro de sus indicadores (precios y costes) durante la última década se frenó con el inicio de la crisis. Desde entonces ya van tres años con una evolución de los indicadores españoles de competitividad más favorables que los de la zona del euro y lo mismo se sucede si se comparan con el promedio de países de la OCDE.

El selecto grupo de las multinacionales nacionales también subraya la excelente trayectoria del sector exportador. España ha sido, junto con Alemania, el país que mejor se ha comportado en el capítulo exportador y ha mantenido su cuota mundial (1,7%), un comportamiento sólo superado por Alemania.

Imán de inversión foránea
Otro hecho que demuestra la fortaleza de España es su atractivo como destino de las inversiones extranjeras directas (IED). Pese a la penalización sufrida por los mercados financieros, “la inversión real extranjera sigue fluyendo a buen ritmo, incluso en los peores momentos de la crisis”, recuerda el Consejo.

Así, España se sitúa en el séptimo puesto del mundo como destino de IED con 700.000 millones de dólares anuales, y subiría hasta los cinco primeros  si ese flujo se pone en relación con el PIB.

Fernando Casado reiteró la necesidad de continuar la senda de las reformas, cuyo efecto positivo aún no se ha empezado a dejarse notar.


A %d blogueros les gusta esto: