Diez consejos para una innovación responsable

FÓRMULAI+D+I+R/ La unión entre desarrollo de productos y laRSEse convierte en un factor de competitividad.

PAUTAS A SEGUIR
1 Planificar la innovación en la empresa con un horizonte a largo plazo.
2 Impulsar la innovación abierta y su desarrollo sectorial
3 Gestionar la innovación en la empresa de manera integral.
4 Poner en valor la importancia económica de la innovación.
5 Canalizar el compromiso con la innovación a través del liderazgo.
6 Desarrollar una cultura innovadora y sostenible en las empresas.
7 Invertir en investigación y desarrollo.
8 Favorecer la formación y cualificación de los trabajadores.
9 Fomentar la interacción entre innovación y responsabilidad social.
10 Vincular la innovación con los nuevos retos de la economía sostenible.
Fuente: ‘Innovación y responsabilidad social: tándem de la competitividad’.

EXPANSION – 31/10/2011 – AnaMedina – Madrid

Diez consejos para una innovación responsable (pdf)

Planificar laI+Da largo plazo, desarrollar una cultura innovadora y sostenible o vincularla con la economía sostenible son algunas de las recomendaciones que las empresas deben tener en cuenta para lograr un buen equilibro entre la innovación y la responsabilidad social empresarial (RSE), según el libro Innovación y responsabilidad social: tándem de la competitividad.

El estudio, elaborado por Carlos de la Torre e Itziar Maruri Palacín, forma parte del proyecto Innovación Sostenible, organizado por el Observatorio Zeltia, Philips y Forética, con la colaboración de RDiPress, que tiene como objetivo impulsar la I+D vinculada a la RSE como factor clave para mejorar la productividad y la competitividad empresarial.

El documento incluye también recomendaciones para las administraciones públicas y otras dirigidas a distintos grupos de interés (directivos, accionistas, consumidores, centros de I+D y ONG, entre otros), así como casos de éxito de empresas que han innovado en sus productos y servicios de forma rentable.

Papel

De la Torre destacó el moderado papel de España en el terreno de la innovación, que representa el 1,38% del PIB, frente al 2,01% de la media europea, y que las empresas juegan un papel esencial, ya que “es un agente de cambio, una palanca de supervivencia y de salida de la crisis”.

Los autores afirman que la innovación y la RSE pueden construir un círculo virtuoso en el que confluyan factores de competitividad y que la innovación responsable puede ser rentable y producir tanto beneficios económicos, como de reputación y aceptación social. La interacción entre ambas, añaden, abre nuevos horizontes para el desarrollo del negocio en la gestión empresarial a través de la fórmula I+D+i+R (responsable), que supone la búsqueda de modelos de negocio innovadores y sostenibles que creen valor económico.

Entre las áreas temáticas de la innovación responsable, que pueden generar una nueva vía de crecimiento del negocio de las empresas, figuran, entre otras, el ecodiseño, la salud y bienestar, el diseño de productos y servicios dirigidos a la base de la pirámide y la inversión socialmente responsable (ISR), así como las energías renovables y el cambio climático.

Cultura

Dentro de los planes de incorporar en las organizaciones una cultura de innovación basada en la sostenibilidad, también se ha presentado la web sobre innovación sostenible, que incluye un análisis de la situación de los principales clúster empresariales de innovación que están incorporando una visión responsable y sostenible en su estrategia de negocio.


A %d blogueros les gusta esto: