¿Quién se ha llevado mi queso? – La película.

En el libro “Quién se ha llevado mi queso” , escrito por Spencer  Johnson, aparecen 4 personajes. Dos ratones (Fisgón y Escurridizo) y dos  liliputienses (Hem y Haw).

Su trabajo era buscar su queso diariamente, recorriendo el laberinto  donde viven.

Un día, encontraron el Depósito de Queso “Q”, donde al parecer habían  cantidades ilimitadas de los tipos de queso que estaban buscando.

Ya dejaron de recorrer el laberinto, y establecieron sus hogares  a  la cercanías del depósito. Se sintieron cómodos y seguros que el queso  duraría eternamente.

Y ocurrió que una mañana en que se levantaron y y al llegar al  depósito, no encontraron queso.

Fisgón y Escurridizo de inmediato empezaron a explorar el laberinto  en busca de más queso.

Hem y Haw se quedaron petrificados, lamentándose por su mala suerte y  en actitud de incredulidad.

– “Quién se ha llevado mi queso?”  exclamó Hem.

Al día siguiente Fisgón y Escurridizo continúan la exploración en  búsqueda de más queso.

Hem y Haw continúan lamentándose y aún sin creer que los recursos  ilimitados que tenían se habían acabado…

Pues resulta que Fisgón y Escurridizo encontraron más queso, en lo  que llamaron el Depósito de Queso “N”, mientras Hem y Haw seguían  lamentándose y preguntándose qué había ocurrido.

Haw se dio cuenta que no podía lamentarse y tenía que hacer algo. Y  mientras Hem se quedó lamentándose de su desdicha, Haw salió de nuevo a  explorar.

Y exploró hasta que llegó al Depósito de Queso “N”, donde se  reencontró con Fisgón y Escurridizo.  Allí se dedicó a repasar lo  aprendido y encontrar la moraleja de las ocurrencias. Entre ellas  escribió:

  • El cambio ocurre
  • Anticípate al cambio
  • Controla el cambio
  • Adáptate al cambio con rapidez
  • Cambia
  • Disfruta del cambio
  • Prepárate para cambiar con rapidez y para disfrutarlo una y otra vez.

Del post “Quién se ha llevado mi queso?” del blog de Luis Castellanos Reflexiones Diarias.


A %d blogueros les gusta esto: